La belleza de los Mantos de Paracas

La textilería peruana es uno de los atractivos más importantes del país, muchos visitantes al llegar desean adquirir textiles de diversas regiones; sin embargo, los más destacados son los bellísimos mantos de Paracas.

En Perú, la cultura Paracas se desarrolló en el territorio de la actual región Ica hace 2700 años. Presenta una herencia impresionante de gran belleza, la mayoría de estos mantos eran utilizados para envolver a sus muertos.

Los descubrimientos más importantes de la cultura Paracas fueron realizados por el arqueólogo Julio C. Tello, quien descubrió 460 momias en las necrópolis de Cerro Colorado, Wary Kayan y Cabeza Larga. Los cuales fueron divididos en dos fases: Paracas cavernas (300 a.C.) y Paracas necrópolis (D.C.). Las momias fueron halladas en fardos con las piernas flexionadas y estaban envueltas en mantos. Algunas de ellas, llevaban collares de conchas y pulseras de oro.

Los textiles Paracas más trabajados, elaborados y ostentosos los utilizaron para envolver a las momias de las personalidades más destacadas de ese tiempo. Se puede observar alrededor de 190 matices distintos y la mayoría de ellos, fueron tejidos con lana de distintos camélidos peruanos o fibra de algodón.

Los colores tienen como base 7 colores, los cuales fueron tomados de vegetales y minerales.

Los mantos presentan bordados de seres mitológicos, animales diversos, seres antropomorfos y dibujos geométricos. Algunos de ellos, fueron ataviados con bordas de oro, plata, cabellos humanos, lentejuelas, pelo de animales y plumas.

Por último, lo más sobresaliente se inicia desde el cultivo de la fibra que se usa en el tejido y los tintes usados, que se convierten desde muy sencillas hasta extremadamente refinado. Muestran técnicas complejas y únicas en sus telares.

Aprovecha los descuentos en nuestros Paquetes Turísticos a Cusco y en las Reservas en Hoteles en todo el Perú.

Comentarios